martes, 12 de julio de 2016

¡Queremos compartir una gran noticia!

Hemos sido galardonados en los Premios Zankyou International Wedding Award como uno de los mejores en Música y animación 2016.

Puedes ver la lista de los ganadores aquí www.zankyou.com.pe/ziwa/2016.

ZIWA son los primeros premios en los que el reconocimiento lo otorgan otros profesionales del sector, bloggers expertos y parejas satisfechas con nuestro trabajo. ¡Estamos muy orgullosos de haberlo ganado!

Gracias a todos por su apoyo y seguiremos trabajando para ofrecer lo mejor.

lunes, 2 de mayo de 2016

Innovar no es malo y mejor si es en tu boda.

Nuestro mayor objetivo es hacer de tu boda un gran momento que perdure en el recuerdo. Este tema fue elegido por novios a los cuales no les gusta lo tradicional. A continuación un extracto del bello tema Thank for loving me de BON JOVI.
Un vídeo publicado por Agrupación Coral Laudes (@coro_laudes) el


martes, 24 de julio de 2012

Liturgia de matrimonios - Opciones

De todos los sacramentos de la Iglesia Católica, el que tiene más flexibilidad y opciones para su celebración y validez es el sacramento del matrimonio. El derecho de la Iglesia prescribe que para que sea válido un matrimonio debe de tener tres elementos básicos: el consentimiento, la bendición e intercambio de los anillos, y la bendición nupcial.
Los demás símbolos se pueden incluir o excluir dependiendo de las circunstancias y el gusto de los novios, como lo son las arras, el lazo, libro y rosario, el ramo de flores para la Virgen, el velo, etc. 


El Intercambio de las Arras

Las arras son trece monedas, preferiblemente de oro o plata pero pueden ser de cualquier otro metal, todas del mismo tamaño, y se entregan durante la ceremonia después del intercambio de anillos. Las arras significan la promesa de compartir y cuidar los bienes futuros, es la aceptación de responsabilidades por parte de los novios para que nunca falte nada en el futuro hogar que se empieza a construir desde el momento en el que se contrae matrimonio. 

Son trece porque simbolizan los doce meses del año y hay una más como acto de generosidad para compartir con los más desfavorecidos. En este caso, el trece es un número de buena suerte. Curioso, ¿verdad?

Antes de la introducción de los anillos en la celebración del matrimonio en España por el rito romano sólo existían las arras como signo de intercambio de promesas. Una vez que las arras se reemplazaron por los anillos, estas quedaron en el rito como signo de ayuda mutua entre los nuevos esposos. En el pasado ha sido una constante que el marido trabaje fuera del hogar y sea el proveedor financiero de la familia, y la mujer tradicionalmente ha sido la que trabaja en el hogar y la que ha cuidado de que los bienes del hogar sean bien administrados.
Sin embargo, en el presente es más común que el marido y la mujer trabajen fuera del hogar para contribuir los dos al mantenimiento económico del hogar. De esta manera, se dan algunas sugerencias para adaptar este rito a las circunstancias presentes:

- Una posibilidad es que la entrega de las arras sea mutua: El novio entrega las arras a la novia diciendo: N. "Estas arras te las entrego en señal de matrimonio". La novia responde: "Yo las recibo". Luego en viceversa se repite el rito, la novia entrega las arras y el novio las recibe.


- La otra sugerencia es que el novio entregue las arras después de haberlas recibido del celebrante diciendo: "Recibe estas arras como muestra del esfuerzo que haremos para vivir sencillamente en limitación de Cristo y del Evangelio". La novia dice: "Las recibo como señal del cuidado que tendremos de que nuestros bienes se compartan con los más pobres que encontremos en el camino".

Esperamos que te haya servido de ayuda.


miércoles, 14 de marzo de 2012

¿Estoy lista para casarme?

Mi novio y yo queremos casarnos. Mis papás no están de acuerdo. Dicen que aún no estoy lo suficientemente madura. ¿Cómo puedo saber si eso es cierto? ¿Cómo saber si realmente me encuentro en condiciones de contraer matrimonio? 

Algunos de los más importantes signos de que ya tienes madurez son los siguientes: 

- Eres capaz de dar y recibir amor. 

- Eres capaz de tener una relación de intimidad, profunda, abierta, comprometida. 

- Sabes cuál es tu vocación y tienes un sentido de vida. 

- Tienes buenos amigos. 

- Tienes una profesión (no necesariamente una carrera universitaria) y la ejerces. 

- Tienes independencia económica (aun si vives con tus padres, deberías tener la posibilidad de, en caso dado, poder mantenerte a ti misma). Por supuesto, la mujer, cuando se casa, tiene el derecho, de acuerdo con su marido, de dedicarse de lleno a su hogar y a sus hijos, sin salir a trabajar fuera. Pero debe tener la capacidad de, en un momento dado, hacerse cargo de o compartir la responsabilidad económica del hogar. 

- Puedes manejar un hogar eficientemente (cocinar, elaborar un menú, lavar, planchar, llevar un presupuesto, hacer la limpieza, etc.). Esto también vale para los hombres. 

- Cuidas de ti misma: salud, nutrición, ambientes donde te desenvuelves… 

- Estás en paz contigo misma y con los demás. 

- Puedes cambiar de opinión —después de reflexionar y escuchar a los demás —, admitir que te equivocaste y pedir perdón cuando sea necesario. 

- Disfrutas de la soledad. 

- Te relacionas con las personas en forma desenvuelta y segura. 

- Reconoces tus emociones y las expresas en forma adecuada. 

- Defiendes tus derechos en forma firme y respetuosa. Sabes decir no. 

- Tu vida interior —de oración, de relación con Dios— es importante. 

- Disfrutas la vida. 

Hay que entender que la madurez es un proceso. Tal vez —seguramente— no tienes la máxima calificación en cada uno de estos puntos —si es que se pudieran realmente calificar—. Lo que importa es que tengas una madurez básica suficiente que te permita vivir con plenitud y, en la situación que planteas, tener los fundamentos necesarios para hacer un buen matrimonio. Piensa y analiza cada uno de estos puntos, escucha lo que tus seres queridos tienen que decirte y llega a tu propia conclusión. Finalmente, la decisión y la responsabilidad son tuyas. 


martes, 6 de diciembre de 2011

Secretos para novios


Tips para comprar el anillo de compromiso

Probablemente el novio sorprenda a su prometida y lo compre él solo, pero a veces también lo eligen juntos lo que permite a la novia escoger el modelo que más le gusta.
Lo importante para la pareja no es el tamaño o lo suntuoso que resulte el anillo, sino su real significado, el compromiso de amor entre ambos.

Aquí algunos tips para la elección del anillo de compromiso:
  • Decide que color de oro será utilizado.
  • Qué piedra: diamante o circón.
  • El grosor del anillo dependerá del gusto de la novia y del tamaño de sus manos.
  • El tipo de anillo de compromiso. Existen tres tipos: la alianza completa, media alianza con pequeños brillantes o el tradicional solitario.
  • Si te decides por el solitario considera el tamaño y forma de la mano de tu novia. Un brillante ovalado es el adecuado para dedos cortos y anchos. Un brillante con talla marquise o la talla esmeralda el ideal para manos largas y esbeltas.
  • Algo muy importante, la medida exacta del anillo. Consigue algún anillo de tu novia, verifica en qué dedo te queda o si puedes, incrústalo en un jabón o de plastilina para obtener la medida exacta.
Los diamantes
Si te decidiste por un diamante, aunque sea uno pequeño es recomendable tener cierta información antes de adquirirlo, para que estés seguro de hacer una buena elección.
Los antiguos griegos creían que los diamantes eran fragmentos de estrellas caídos sobre la Tierra. Todos los diamantes son hermosos, estas escasas y excepcionales piedras, nacen desde las altas temperaturas del interior de la corteza terrestre.

El diamante tiene tres cualidades extraordinarias, recoge la luz dentro de sí mismo, emitiendo destellos de luz. Es la única piedra mineral compuesta por un solo e inalterado elemento, por lo que es la piedra preciosa más pura.
Además su extraordinaria dureza porque está formado por átomos de carbono puro, dispuestos en forma cúbica. El único material que lo corta es otro diamante.
Todas estas cualidades hacen que un anillo con diamantes sea el símbolo perfecto para cerrar un compromiso.

El precio del anillo de compromiso dependerá estrechamente del diamante, de su claridad, color, corte y peso en quilates. La gran mayoría de los diamantes que se venden en el mundo, son de tamaños más o menos comerciales.
Al comprar el diamante, no olvides pedir una factura y un certificado por escrito que incluya todas las características de la piedra. Existen diamantes para todos los presupuestos.